El delito de maltrato animal

Delito de maltrato animal

El Código Penal incluye un delito de maltrato animal que fue modificado con la reforma del año 2015, para dar una nueva respuesta, más contundente, a este tipo de conductas delictivas. Este delito ha sido reformado nuevamente en el año 2023.

Podemos ayudarle

En Dexia Abogados somos abogados especialistas en derecho penal en Madrid. Si necesita un despacho penalista con amplia experiencia, contacte con nosotros e infórmese sin compromiso.

Contacte con nosotros

¿Qué es el delito de maltrato animal?

El delito de maltrato animal tipificado en el Código Penal castiga una serie de conductas en las que se causan lesiones a un animal, se le produce la muerte, se le abandona en ciertas circunstancias o se le maltrata gravemente.

El bien jurídico protegido es la vida y la salud de los animales, esto es su integridad física y psíquica.

Características del delito de maltrato animal

Dependiendo de la modalidad de maltrato animal ejercida, puede tratarse de un delito de resultado lesivo (si se le causan lesiones o la muerte) o un delito de mera actividad (cuando se le abandona o se le maltrata de forma grave, porque, como veremos más adelante, en estos casos la conducta típica no exige un resultado concreto).

Además, en el delito de maltrato animal, se admite el delito continuado.

¿Dónde se regula el delito de maltrato animal?

Actualmente, el delito de maltrato animal está regulado en el Título XVI bis (De los delitos contra los animales) del Libro II del Código Penal, formado por los artículos 340 bis a 340 quinquies de esta ley.

¿Qué acciones se consideran maltrato animal?

Tipo básico del delito de maltrato animal

El delito de maltrato animal, en su tipo básico, está regulado en el artículo 340 bis.1 del Código Penal.

La conducta típica consiste en causar a un animal una lesión, siempre que se den los siguientes requisitos:

  • Debe tratarse de un animal doméstico, amansado, domesticado o que viva temporal o permanentemente bajo el control humano.
  • La lesión producida tiene que requerir, para el restablecimiento de la salud del animal, tratamiento veterinario.
  • Dicha lesión se causará fuera de las actividades reguladas legalmente (como la caza).

Siempre que se den los requisitos anteriores, se cometerá un delito básico de maltrato animal. Además, el Código Penal especifica que se puede causar la lesión por cualquier medio y procedimiento, incluyendo los actos de carácter sexual.

A este delito le corresponde una pena de prisión de 3 a 18 meses, o multa de 6 a 12 meses. En todo caso, se impondrá también la pena de inhabilitación especial de 1 a 3 años para el ejercicio de profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales y para la tenencia de animales.

Igualmente, el delito básico de maltrato animal se comete si se causan lesiones a un animal vertebrado diferente de los anteriores, siempre que también sea preciso tratamiento veterinario y se haga al margen de las actividades legales.

En este caso, las penas son distintas: prisión de 3 a 12 meses o multa de 3 a 6 meses, y la pena de inhabilitación especial de 1 a 3 años para el ejercicio de la profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales y para la tenencia de animales.

Además, si para cometer el delito se han utilizado armas de fuego, el juez o tribunal puede imponer, motivadamente, la pena de privación del derecho a la tenencia y porte de armas por un periodo de 1 a 4 años. Es importante destacar que esto es solo una posibilidad (no necesariamente se tiene que imponer esta pena).

Tipo agravado

Existe una serie de circunstancias en las que el delito de maltrato animal conlleva una pena agravada. Se encuentran contempladas en el artículo 340 bis.2, y son las siguientes:

  • Utilizar armas, instrumentos, objetos, medios, métodos o formas que puedan resultar peligrosas para la vida o salud del animal.
  • Ejecutar el hecho con ensañamiento.
  • Causar al animal la pérdida o la inutilidad de un sentido, órgano o miembro principal.
  • Que el hecho sea realizado por su propietario o quien tenga confiado el cuidado del animal.
  • Ejecutar el hecho en presencia de un menor de edad o de una persona especialmente vulnerable.
  • Ejecutar el hecho con ánimo de lucro.
  • Cometer el hecho para coaccionar, intimidar, acosar o producir menoscabo psíquico a quien sea o haya sido cónyuge o a persona que esté o haya estado ligada al autor por una análoga relación de afectividad, incluso sin convivencia.
  • Ejecutar el hecho en un evento público o difundirlo a través de tecnologías de la información o la comunicación.
  • Utilizar veneno, medios explosivos u otros instrumentos o artes de similar eficacia destructiva o no selectiva.

En estos casos, la pena será la que corresponda al delito conforme al apartado 1, en su mitad superior.

Otro tipo agravado del delito de  maltrato animal consiste en, con ocasión de los hechos del apartado 1, causar la muerte de un animal doméstico, amansado, domesticado o que vive temporalmente o de forma permanente bajo el control humano.

Para esta otra modalidad agravada del maltrato animal se establecen las penas de prisión de 12 a 24 meses, y de inhabilitación especial de 2 a 4 años para el ejercicio de profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales y para la tenencia de animales.

Cuando, por los hechos del apartado 1, se cause la muerte de otro animal vertebrado distinto a los anteriores, las penas serán de prisión de 6 a 18 meses o multa de 18 a 24 meses e inhabilitación especial de 2 a 4 años para el ejercicio de la profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales y para la tenencia de animales.

Tipo atenuado

En el apartado 3 del artículo 340 bis se contempla una pena atenuada para este delito. Concretamente, para dos casos:

  • Si las lesiones causadas no requieren tratamiento veterinario.
  • Si se ha maltratado gravemente al animal, sin llegar a causarle lesiones.

Las penas para esta modalidad atenuada del delito de maltrato animal son de multa de 1 a 2 meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 1 a 30 días, e inhabilitación especial por tiempo de 3 meses a 1 año para el ejercicio de profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales y para la tenencia de animales.

¿Cuándo es delito abandonar a un animal?

El delito de abandono de animales, regulado en el artículo 340 ter, exige dos requisitos:

  • Que el sujeto abandone a un animal vertebrado que se encuentra bajo su responsabilidad.
  • Que lo haga en condiciones en que pueda peligrar la vida o integridad del animal.

Al delito de abandono de animales le corresponde pena de multa de 1 a 6 meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 31 a 90 días, e inhabilitación especial por tiempo de 1 a 3 años para el ejercicio de profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales y para la tenencia de animales.

Delito de maltrato animal por persona jurídica

También las personas jurídicas pueden cometer un delito de maltrato animal, ya que así lo prevé el artículo 340 quater del Código Penal. Según este precepto, de acuerdo con lo establecido en el artículo 31, a la persona jurídica le corresponderían las siguientes penas:

  • Multa de 1 a 3 años, cuando el delito prevea una pena de prisión de más de 2 años.
  • Multa de 6 meses a 2 años, en cualquier otro caso.

Añade el artículo que, atendidas las reglas del artículo 66 bis, se podrán imponer también las penas de los párrafos b) a g) del artículo 33.7, que son las siguientes:

  • Disolución de la persona jurídica, produciendo la pérdida definitiva de su personalidad jurídica y de su capacidad de actuar de cualquier modo en el tráfico jurídico, o de llevar a cabo cualquier tipo de actividad, incluso lícita.
  • Suspensión de sus actividades por un tiempo de no más de 5 años.
  • Clausura de sus locales y establecimientos por tiempo no superior a 5 años.
  • Prohibición de realizar en el futuro las actividades en cuyo ejercicio se haya cometido, favorecido o encubierto el delito, de manera temporal o definitiva. Cuando sea temporalmente, el plazo no superará 15 años.
  • Inhabilitación para obtener subvenciones y ayudas públicas, para contratar con el sector público y para gozar de beneficios e incentivos fiscales o de la Seguridad Social, por tiempo no superior a 15 años.
  • Intervención judicial para la salvaguarda de los derechos de los trabajadores o de los acreedores por el tiempo que se estime necesario, que no será superior a 5 años.

Otras posibles consecuencias del delito de maltrato animal

Tal como establece el artículo 340 quinquies, el juez o tribunal podrá, de forma motivada, adoptar cualquier medida cautelar necesaria para la protección de los bienes tutelados en los delitos contra los animales, incluso cambios provisionales en la titularidad y cuidado del animal. De nuevo, hablamos de una posibilidad, no de una pena que siempre se tenga que imponer.

Por otro lado, cuando la pena de inhabilitación especial para el ejercicio de profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales y para la tenencia de animales recaiga sobre la persona que tuviese asignada la titularidad o cuidado del animal maltratado, el juez o tribunal, de oficio o a instancia de parte, adoptará las medidas pertinentes sobre la titularidad y el cuidado del animal.

¿Por qué es importante regular el maltrato animal?

El maltrato hacia los animales puede llegar a alcanzar niveles muy crueles y sádicos. Los animales son seres vivos que sienten y sufren, y pueden llegar a ser muy vulnerables frente a las personas, especialmente cuando se trata de especies domésticas o mascotas. Asentar las bases de una férrea ética para garantizar el bienestar animal debería ser, por tanto, una necesidad indispensable en toda sociedad moderna.

Además, la violencia hacia los animales suele ser indicador de una predisposición violenta parte del autor. Por ello, numerosos estudios relacionan los delitos de maltrato animal con otras formas de violencia interpersonal.

Saray Contreras Fresneda
Saray Contreras Fresneda

Abogada especialista en derecho penal. Graduada en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid (promoción 2013/2017) y Máster Universitario en Acceso a la Profesión de Abogado (promoción 2017/2019).

En 2019 realizó con éxito el examen de Acceso a la Abogacía y desde junio de ese mismo año forma parte del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid (colegiada número 131.327).

Contacte conmigo – Más sobre mí

Concertar cita
Puede llamarnos al 91 641 19 69 o dejarnos su nombre y teléfono para que nos pongamos en contacto con usted.


    ¿Por qué debería escogernos?
    Atención personalizada
    Especialistas en Penal
    Disponibles 24/7
    Presupuestos cerrados
    ¿Dónde encontrarnos?
    C/ Serrano 93, 3º E 28006 Madrid, Comunidad de Madrid 91 641 19 69 [email protected]